Pages Navigation Menu

Viajar

Viajar

Escrito por: Camilo Moreno || Camil69@hotmail.es

Fotografía por: Filomena Edita || https://www.facebook.com/FilomenaEdita/

Entre más lo pienso, más estoy seguro de que ese incontrolable deseo de viajar es una quimera más de estos tiempos, en especial porque ahora no es tan necesario como antes. Esto lo sé desde muy pequeño. Cuando mi papá me llevaba a acompañarlo en su ruta Bogotá-Barbosa, me contaba que sus abuelos se demoraban entre dos o tres días en llegar en burro a la ciudad. Ellos vivían en un pueblo de Boyacá que queda muy cerca a Tunja, al que la carretera llegó hace apenas unos treinta o cuarenta años. Esos sí que eran viajes; imagínese, dos o tres días haciendo frente al clima que fuera, esperando cada nueva ciudad y cada nuevo pueblito para descansar un poco y continuar. Tantas cosas que debieron salir mal, cuántos zapatos rotos, cuántas papas podridas y cuántos burros muertos. El que ha viajado sabe que no es una fiesta, que ir hasta tan lejos no es una comedia barata, se trata de riesgo y aventura. Por eso, lo que llaman “viajar” en mí época no es más que una ficción. En ella hacemos como que estamos descubriendo el “mundo” mientras nos sacan los dólares del bolsillo, jugamos a los maestros Pokémon y posteamos en Facebook las [dóciles] experiencias que hemos capturado. Por eso, hace falta ver al pasado para ganar de nuevo un poco del sentido de aventura que tanta serie gringa y democracia nos han arrebatado a punta de miedo y falsas seguridades. Para ayudar en esta tarea, me gustaría presentar el Museo de Cuadros de Costumbres: viajes.

En primer lugar: ¿qué es un cuadro de costumbres? Se trata de una forma de escribir crítica y descriptiva que se acerca mucho a lo que hoy llamamos crónica periodística. Sin embargo, sobre esto tiene mucho más que decir el profesor Iván Padilla, encargado de abrir el libro con una introducción muy clara y pertinente. Esto es muy útil, pues retomar el estudio o el disfrute de una tradición no es cosa fácil, es necesario tacto y elegancia. Tampoco es suficiente con apenas leer unos cuántos relatos, hace falta un contexto nutrido y un conocimiento patente de lo que está en juego en cada caso. Creo que todo esto se logra a lo largo del libro. Encontraremos relatos que nos ayudarán a comprender cómo se ha transformado nuestra manera de viajar y una exquisita selección de ilustradores que hacen sensible el sentido que está oculto en los relatos. Con esto ganamos una mejor comprensión del paso del tiempo y de lo viva que se encuentra la tradición en nuestra manera de pasear.

Se trata de un Museo porque detrás de la edición de este libro hay todo un trabajo curatorial que busca seleccionar una serie de relatos que logren articular un horizonte. La imagen general es un mapa de la Colombia del sigo XIX, por ello podemos encontrar relatos sobre el Meta, Popayán, Choachí, Quindío, el sur y el oriente del país. Con todo esto se gana una perspectiva general que, a vuelo de pájaro, nos lleva de viaje por nuestra tierra en una época que sorprendentemente nos parece ajena. O bueno, para mí es una sorpresa, ya que las cosas no han cambiado en lo absoluto.

Título: Museo de cuadros y costumbres: viajes
Autor: Varios autores
Año: 2017
Editorial: Filomena Edita

Comments

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Medios Ex-libris
A %d blogueros les gusta esto: